VOLVER

Rafael Ramírez Rivas

Granada 1885 - Granada 1963

Ayúdanos a completar esta biografía

Este granadino, de carácter rebelde, nace en una Granada de fines del XIX que está cambiando su fisonomía urbana y en cuya prestigiosa universidad estudiará medicina, licenciándose con un gran brillante expediente en 1908. Sus primeros trabajos los realiza en el Hospital de San Juan de Dios y en una clínica privada hasta que instala en la misma calle.

Dos años después decide incorporarse al ejército como médico militar dando inicio a una carrera profesional que le llevará y hará participar en los principales acontecimientos históricos de la España de la primera mitad del siglo XX. Durante sus primeros años, participa activamente en las distintas campañas de Marruecos y en los duros combates que en esta se van produciendo destacando como cirujano de guerra. Fruto de sus experiencias en la guerra, escribe varios artículos científicos que incluso llegan a ser citados por las revistas de sanidad militar de Estados Unidos.

Tras la última campaña, después del desembarco de Alhucemas, en el que participa directamente, se suceden varios destinos en la península donde sigue interesándose por los temas científicos y profesionales de actualidad, ya sea en la colaboración con los veterinarios en Écija o en asuntos como la guerra química de la que ofrece una conferencia. Con la rebelión militar y el golpe de julio del 1936, Rafael Ramírez decide permanecer leal al régimen legalmente constituido, formando parte de distintos equipos de sanidad militar en el frente del Levante y Sur. Es durante aquellos años cuando establece relaciones con personajes como el que después sería conocido como general Tito.

Tras la guerra es sometido a Consejo de Guerra: al no tener antecedentes políticos y actuar sólo como médico, es condenado a retiro obligatorio cuando aún le quedaban años de vida profesional. Durante la Segunda Guerra Mundial, pertenece al grupo de españoles que desean una victoria de los aliados que permita un cambo en España e incluso se llega a plantear su salida mediante sus contactos británicos. Sus últimos años de vida los pasa junto a su familia, con la esperanza de un cambio cada vez más lejana, pero haciendo gala de ese carácter de hombre rebelde. Muere en 1963.

> Si quieres conocer más a este científico, puedes acceder a su ficha biográfica aquí.